sábado, 10 de octubre de 2009


Martín, indiscutible pero hay gente que todavía te discute y tiene la cara para ello, indescriptible pero hoy vuelvo a confirmar como tantas veces antes que sos lo más grande, impresionante pero no ya no me sorprendo con tus goles magníficos.

Diría que estoy sin palabras, pero estaría contradiciendome una vez más. Una bestia, un crack. Un 9 de selección. Dispuesto siempre a poner lo que hace falta hace tiempo en ese equipo. Amor a la camiseta. No es suerte, no es casualidad. Y lo que peleé por vos no tiene nombre. Sos intocable y cada vez que me decían 'nena, es un pata dura. No puede más. ¿Qué selección ni selección? Además sos mujer y no sabes nada' te defendí. Hoy son ellos los que gozan de esta esperanza de entrar al mundial. Hipócritas. Vos, mi ídolo. No sos gambeta, no sos millones y millones, no sos firuletes, sos PALERMO. Un gol más para tu larga historia.

No sos un mito. Sos leyenda.

2 comentarios:

  1. un grande
    ascendió a la categotía de leyenda
    pensar que algunos lo consideraban viejito y descartable...

    :))

    ResponderEliminar
  2. a mi me da la cara carolinee.. ES PENE y que? =O jajajajajaj

    como me gusta molestartee (A) (A) jajaja

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.